Scott Spark
Powerbar Muffin
Niner Air 9 RDO
Scott Marathon by Taymory
Publicado el 11-2-2016
A Dugast, la marca por excelencia de tubulares para MTB y ciclocross, ha creado un nuevo tubular que no tiene cámara interna, y que propicia un buen número de ventajas extra

Los tubulares para MTB son uno de los componentes más exclusivos, complejos y ventajosos de todos cuanto podemos contar en una bicicleta de XC. El equipo de Scott de Nino Schurter fue el encargado de popularizar su uso hace ya bastantes años. Pero en cualquier caso, y a pesar del gran número de ventajas que poseen, es una opción que se sigue manteniendo al margen del gran público por varias razones. Una es su dificultad de instalación, con cola y un cuidadoso proceso de pegado para lograr un correcto montaje. Otro de los frenos para su popularización es el hecho que es poco recomendable para realizar rutas o aventurarse más allá de los circuitos de competición. ¿Qué pasa si rajas un tubular en mitad de la montaña? Pues que deberías llevar otro completo de recambio para poder salir del paso.

Precisamente para mejorar su resistencia a los pinchazos, en Dugast han dado un nuevo paso para crear una nueva manera de dar vida a sus tubulares artesanales. Hasta ahora, sus tubulares se componían de una carcasa externa de algodón que cubría la cámara de aire interna (similar a cualquier cámara de aire) y a la cual se pegaba en su exterior el dibujo de taqueado escogido.

Es una fórmula que llevan empleando desde 1972, cuando A. Dugast empezó a fabricar sus primeros tubulares, y que ha sido un éxito rotundo en competición, en primer lugar en ciclocross, y ahora en MTB. Pero los tiempos cambian y el tubeless va ganando adeptos, incluso en el ciclocross. En el MTB el tubeless es prácticamente el standard a día de hoy. Sus ventajas son enormes respecto al uso de cámaras.

dugast01

Fue precisamente a Nino Schurter el que planteó la siguiente evolución del tubular para MTB. Para seguir mejorando la construcción de los tubulares debía decir adiós a su cámara de aire interna. No era una solución nueva. La marca Tufo fue pionera hace años en este aspecto. Los checos eliminaron la cámara de aire interna y sellaron el interior de la carcasa externa del tubular para crear el primer tubular-tubeless. Pero una de las claves de los tubulares es su suavidad a la hora de dibujar el terreno al no haber una gruesa capa de goma como en un neumático tradicional entre el aire de la rueda y las irregularidades del suelo. En este aspecto Tufo emplea un sistema interno que es muy similar a un neumático, perdiendo en buena parte la flexibilidad de la goma y acercándose más al comportamiento de un tubeless tradicional que no al de un tubular.

nino_spark_06

A. Dugast no ha querido perder la carcasa de algodón, que es clave para las propiedades de sus tubulares, a la hora de quitar la cámara de aire interna. Así que, tras 5 meses de desarrollo, han creado una capa intermedia de latex y neopreno que sella todo el interior del tubular. Así que no hay fugas de aire y se elimina la cámara interna. Desde junio de 2015 ya hay tubulares de MTB circulando con esta tecnología. Nino Schurter ganó el Mundial y el test preolímpico con ellos. De hecho, las versiones de MTB están listas para ser comercializadas en Marzo, mientras que las de ciclocross, aún en fase final de pruebas, tardarán un poco más.

Entre las ventajas del tubular tubeless está el poder rodar con más presión y a la vez tener el mismo feeling que se tenía con los tubulares de cámara a muy baja presión. Sven Nys ha pasado de emplear 1.3 psi a 1.8 psi. Ello proporciona un feeling más natural al tubular, algo especialmente útil para los que vienen del MTB, donde no es común rodar con presiones tan bajas. Así es más difícil dañar la llanta al golpearla rodando con muy poco presión.

dugast

Además se puede emplear sin problemas líquido sellante en su interior, lo que los hace mucho más resistentes a los pinchazos por objetos punzantes. De hecho, Dugast ha desarrollado un sellantes específico para estos nuevos tubulares, de forma que el líquido no dañe el material interno. Nino Schurter ha estado usando los nuevos tubulares tubeless durante 8 meses sin sufrir ni un pinchazo, tanto en entrenamientos como en competición, e incluso han sobrevivido sin problemas a un golpe tan duro que dañó una llanta.

Tan seguros están de su fiabilidad en Dugast que están decididos a llevarlos a la Absa Cape Epic, una prueba conocida por los miles de pinchos de las plantas locales que inundan los senderos, y una de las citas donde pinchar es más habitual.

nino_spark_05

Comentar noticia

comentarios powered by Disqus