Portada Noticias Productos Tests Vídeos Rutas Ofertas Contacto Buscar

Catalunya Bike Race
  • Tests
  • |
  • 18 de Julio de 2017

Test Cannondale Jekyll 2, cuando bajar es la prioridad

Totalmente renovada, opción de dos recorridos con mando remoto, carbono y aluminio, buen peso y orientada, principalmente, a bajar. Os descubrimos los detalles de la nueva Cannondale Jekyll

Cannondale presentó hace unas semanas su nueva Jekyll, lo hizo acompañada de una hermana con el mismo ADN pero menos radical, la Trigger. Ambas suponen un ruptura total con el anterior modelo y un nuevo camino para el modelo de enduro de la marca americana.

Desde luego la nueva versión de la Cannondale Jekyll era un secreto muy mal guardado, puesto que Jerome Clementz ya estuvo compitiendo en varias carreras de 2016 con ella.

27,5″, dos opciones de recorrido con mando remoto en el manillar (165/130mm) y todo lo esperable de una bicicleta recién salida del horno en cuanto a actualización de su geometría.

Cannondale Jekyll 2

Cannondale Jekyll 2

Cannondale Jekyll 2
A FAVOR
Capacidad para bajar, rigidez global, peso competitivo y nivel de acabados del cuadro
EN CONTRA
Funcionamiento a la hora de pedalear con intensidad. Llantas blandas para el nivel de uso que pide la Jekyll
DATOS
Precio: 5.999€
Peso: 13,2kg
Opciones: Tallas S, M, L y XL
Distribuidor: Cannondale

Sistema de suspensión Gemini, marcando el carácter de la Jekyll

Cannondale siempre ha intentado distanciarse del resto de marcas diseñando bicicletas como un conjunto completo, y con ello creando tecnologías propias para los amortiguadores u otros componentes. Repasando su historia esta filosofía de desarrollo algunas veces le ha salido bien y otras no tanto. La anterior Jekyll hacía uso del amortiguador Fox Dyad, construido específicamente para ese modelo y que impedía usar cualquier otro.

El mando remoto no es ningún bloqueo, cambia del modo Flow al modo Hustle, de 165mm a 130mm y un comportamiento más progresivo y más estable con el pedaleo

Eso ya es pasado en la nueva Jekyll. Sí, Cannondale no ha querido dejar de poner su sello en el amortiguador que monta la nueva Jekyll, pero es un modelo de medida métrica y que permite emplear cualquier otro. La personalización llega en forma de un sistema que ofrece dos recorridos y comportamientos de la suspensión diferentes. A través de un mando en el manillar podemos escoger entre la posición Flow (con los 165mm de recorrido disponibles) o la Hustle (que deja la suspensión en 130mm de recorrido). Así que no es un mando para bloquearla.

Cambio radical respecto a la anterior Jekyll. No queda nada de ella en la nueva Jekyll

Cambio radical respecto a la anterior Jekyll. No queda nada de ella en la nueva Jekyll

De hecho, la posición Hustle hace que la cámara de aire del amortiguador sea más pequeña, lo mismo que sucede cuando situamos espaciadores internos de forma manual. Con ello el comportamiento que se obtiene es el mismo que haciendo esa operación. Un funcionamiento más progresivo y con la reducción de la cámara de aire un menor recorrido (hay tanta presión que el amortiguador se comprime menos). El resto de ajustes se mantienen iguales en ambas posiciones. Es la parte clave del sistema de suspensión, el amortiguador que han denominado Gemini.

Si realmente quieres ajustar la compresión para obtener un funcionamiento más firme para pedalear, el amortiguador Fox Float X adaptado que monta tiene la palanca que equipan sus hermanos de serie, así como las mismas opciones de ajuste. En cuanto a la cinemática, el sistema (un monopivote) se ha diseñado para tener un funcionamiento lineal en su primera parte y progresivo al final. En el modo Hustle “nos comemos” parte de esa parte de funcionamiento lineal y el comportamiento es marcadamente progresivo.

Cannondale Jekyll 2

La bieleta de carbono, de serie en todas las Jekyll

Cannondale Jekyll 2

Amortiguador personalizado con el sistema Gemini, pero de medida métrica

Las intenciones de Cannondale con esa configuración son claras. Tener una bicicleta que principalmente baje muy bien, y alguna ayuda extra para tramos de pedaleo con el modo Hustle. Pero siempre con el objetivo de lograr una enduro que destaque bajando.

Filosofía Cannondale en muchos detalles

Como hemos dicho Cannondale gusta de diseñar sus bicicletas como un conjunto, aún teniendo que crear componentes a medida que otras compañías adoptan de marcas especializadas.

La muestra clara es su idea Asymmetric Integration, Ai para abreviar. Con él obviaron el Boost en su modelo rígido puesto que aplicaron un concepto similar, basado en desplazar la posición de la llanta para que quede totalmente centrada y lograr ruedas más resistentes, siguiendo su propio camino. El de diseñar toda la parte trasera con ese desplazamiento necesario. Con la Jekyll han hecho lo mismo, pero a lo grande, empleando la medida Boost de 148×12 pero aplicando un extra de desplazamiento adicional. El basculante tiene un desplazamiento adicional de 3mm. Esto permite lograr unas vainas ultra cortas, de récord para este tipo de bicicletas, con sólo 420mm. Además de compatibilidad con desviador delantero.

El sistema Ai de Cannondale suma un desplazamiento extra a la rueda para lograr tener la llanta más centrada y conseguir ruedas más rígidas. Un plus al Boost.

Cannondale Jekyll 2

Formas cuidadas para la nueva Cannondale Jekyll 2

Cannondale Jekyll 2

Líneas del nuevo modelo enduro de Cannondale. El cuadro es un mix de carbono delante y aluminio en el basculante

Geometría enduro

De hecho, el número más llamativo de su geometría son sus 420mm de vainas. Especialmente cortos. Del resto, el ángulo de dirección se queda en los 65º en conjunto con una horquilla de 170mm, para la que ha sido pensada el cuadro. con 447mm de reach se puede emplear una potencia muy corta, de 35mm.

El cuadro es Boost, y además se suma un desplazamiento adicional de 3mm en el basculante para lograr tener la llanta más centrada y ruedas más robustas. Ello exige buje trasero y bielas con un desplazamiento especial para esta bicicleta

El cuadro es Boost, y además se suma un desplazamiento adicional de 3mm en el basculante para lograr tener la llanta más centrada y ruedas más robustas. Ello exige buje trasero y bielas con un desplazamiento especial para esta bicicleta

Detalles de calidad por todo el cuadro

Poco hay que decir de cómo Cannondale trabaja el carbono. Su carbono BallisTec da vida al triángulo principal del cuadro. Formas redondeadas, acabados de primera y peso contenido. Como detalle, toda la gama Jekyll, incluso los modelos de aluminio, equipan la bieleta de carbono. El basculante es de aluminio SmartForm C1.

No falta el guiado interno de cables, protección de carbono bajo el tubo diagonal, compatibilidad con Di2 y un detalle importante, se puede montar un portabidón sin problemas en su posición habitual.

En marcha

Tuvimos la suerte de poder probar la nueva Cannondale Jekyll durante 4 días dentro de la Maxiavalanche de Vallnord. 4 días de bajadas infinitas, por largas y por numerosas. Competición ajustada, terreno de todo tipo y condiciones ideales para la Jekyll.

Tras una de las mangas de la espectacular, divertidísima y exigente Maxiavalanche de Vallnord

Tras una de las mangas de la espectacular, divertidísima y exigente Maxiavalanche de Vallnord

En el modo flow la Jekyll es una máquina con una impresionante capacidad de absorción y un comportamiento ideal para bajar. La cinemática está ideada para que la suspensión pueda trabajar sin interferencias de la frenada ni, en la medida de lo posible, de la cadena. Siempre pesando en la mejor capacidad de absorción y no tanto en el pedaleo puro y duro.

La sensibilidad inicial es buena y la rueda dibuja el terreno cuando tiene que enfrentarse a pequeños obstáculos. Su punto fuerte está cuando empleamos el tramo intermedio del recorrido, y es algo menos efectivo ante grandes impactos, en parte por sus ultra cortas vainas. En cualquier caso, está a un nivel altísimo en toda su franja de recorrido. Todo ello con el modo flow.

Al activar el modo Hustle tenemos una bicicleta con menor recorrido, un tacto más firme y mayor capacidad de respuesta a nuestro pedaleo. En cualquier caso, los sprints y los tramos de darle a los pedales con energía no son su punto fuerte. El uso del mando remoto de la suspensión es un poco incómodo por el propio diseño del mando Fox y porque tiene que convivir con el mando de la tija telescópica o bien con la maneta de cambio.

La rigidez global es muy elevada, y ha mejorado respecto a la anterior Jekyll. Se usa un nuevo sistema para unir basculante y bieletas con ejes pasantes para crear uniones más sólidas. Todo ello contribuye a una buena precisión de conducción a la hora de trazar curvas y afrontar apoyos fuertes. El Boost y el sistema Ai de Cannondale también son clave en este aspecto.

Cannondale Jekyll 2

Carbono BallisTec en el triángulo principal

Cannondale Jekyll 2

Espacio para un portabidón, siempre es un detalle importante

Equipamiento adecuado

De entrada destaca el adiós a la Lefty que si bien sigue equipando la mayor parte de bicicletas Cannondale no lo hace con las nuevas Jeckyll y Trigger. El motivo, que con largo recorrido los beneficios de la Lefty se diluyen y se complica la fiabilidad. El paso a una horquilla tradicional, en este caso la Fox 36 Performance Elite es un acierto.

El grupo SRAM Eagle es una garantía de éxito y la Jekyll se beneficia de él. Equipa bielas Truvativ Descendant de carbono con un desplazamiento personalizado para adaptarse al sistema Ai. Eso sí, el plato de 30 dientes que monta de serie se nos quedó muy corto en un uso más pensado para bajar que para hacer tramos de subida. Del resto de componentes tuvimos algunos problemas de funcionamiento con la tija telescópica de Race Face, que además es algo compleja de instalar y ajustar respecto a otros modelos. Probablemente un problema de la unidad que montaba nuestra Jekyll puesto que hemos probado la tija en otras ocasiones y ha tenido un funcionamiento impecable. Cuenta con 150mm de recorrido (125mm en los modelos de talla S).

Tija telescópica RaceFace Turbine

Tuvimos problemas con el retorno de la tija, pero probablemente fueron problemas aislados a este modelo puesto que la hemos probado en otras ocasiones sin contratiempos

Tija telescópica RaceFace Turbine

El mando de la tija telescópica RaceFace Turbine es muy ergonómico y cómodo de usar

Las llantas WTB Frequency Team i29 son de un ancho interno ideal, 29mm, fabricadas en aluminio y hookless, pero algo endebles para el uso agresivo al que va destinada la Jekyll y para hacer buena pareja con sus grandes dotes bajadoras necesitan ganar resistencia. No pudimos evitar dañarlas a pesar de no rodar a presiones especialmente bajas. Como suele pasar en bicicletas de serie, para bajar con intensidad la primera mejora sería o bien montar cámaras más resistentes o bien pasarse a tubeless, que fue nuestra elección, algo sencillo de realizar puesto que las llantas ya vienen con el fondo necesario para montar tubeless.

Con un peso de 13,2kg la Cannondale Jekyll es una enduro con unas excelentes capacidades para bajar, próximas a una mini-DH y algo menos adecuada para pedalear con intensidad. La nueva Jekyll es un gran paso adelante respecto el anterior modelo y se sitúa como una gran opción entre las enduro que dan prioridad a las bajadas.

Más información sobre la Cannondale Jekyll

Ficha técnica
Cuadro
Jekyll 165mm recorrido
Horquilla
Fox Float 36 Performance Elite 170mm
Amortiguador
Fox Float X Performance EVOL con mando Gemini
Llantas
WTB Frequency Team i29, 32 radios
Bujes
SRAM 900 Boost
Radios
DT Swiss Competition 2.0/1.8/2.0
Neumáticos
Maxxis Minion DHF 27.5×2.5″ delante y DHR II 2.4″ detrás
Bielas
Truvativ Descendant Carbon Eagle con plato 30
Pedalier
Cannondale PressFit30
Cadena
SRAM X01 Eagle
Cassette
SRAM XG1295 Eagle 10-50
Cambio
SRAM X01 Eagle
Maneta cambio
SRAM X01 Eagle
Manillar
Cannondale C1 Carbon, 15mm altura, 4º de subida, 9º retroceso, 780mm
Puños
Cannondale Locking
Potencia
Cannondale C1 aluminio de 35mm y 0º
Frenos
SRAM Guide RS con discos 200/180mm
Sillín
Fabric Scoop Shallow Elite
Tija de sillín
RaceFace Turbine 31,6 con 150mm recorrido

Geometría Cannondale Jekyll 2

Geometría Cannondale Jekyll

Geometría Cannondale Jekyll

Más imágenes Cannondale Jekyll 2

El mando de activación del modo Flow/Hustle no es cómodo de usar

El mando de activación del modo Flow/Hustle no es cómodo de usar

Protector de carbono

Protector de carbono

Potencia corta, de 35mm

Potencia corta, de 35mm

Cannondale Jekyll 2

Cannondale sigue fiel a su idea de integración total de los componentes

Cannondale Jekyll 2

Parte frontal de la Cannondale Jekyll 2

Bujes SRAM, poco comunes

Bujes SRAM, poco comunes

Basculante de aluminio y bieleta de carbono

Basculante de aluminio y bieleta de carbono

Puntos de giro reforzados que contribuyen a una gran rigidez global de la Jekyll

Puntos de giro reforzados que contribuyen a una gran rigidez global de la Jekyll

El guiado de cables interno

El guiado de cables interno

Te puede interesar
Comentarios
comentarios powered by Disqus