Portada Noticias Productos Tests Vídeos Contacto Buscar
ESMTB.com - mountain bike
Scott RC

El sistema de bloqueo electrónico de Fox ya es una realidad

Ya es realidad y se podrá comprar este mismo año. Os presentamos el sistema de bloqueo electrónico de Fox, el Fox iRD y iCD

Largamente anticipado gracias a las pruebas sobre el terreno de Kabush sobre su Scott y el equipo Luna femenino en sus Orbea, el sistema de bloqueo electrónico de Fox ya es una realidad tangible. Tanto que esta semana lo han presentado a la prensa como un producto listo para comercializar.

La electrónica ha entrado de pleno en el ciclismo. En carretera ya es normal ver grupos con cambios electrónicos, que poco a poco empiezan a copiar hacía gamas más accesibles. Y ahora es el turno del mountain bike. Pero en este caso la electrónica no se ha centrado en los cambios como cabía esperar, sino en las suspensiones.

Que Shimano y Fox siempre han sido dos firmas que se han entendido muy bien es algo de lo que no hay duda. Sólo hace falta ver el bloqueo remoto en el manillar de sus horquillas, con el logo de Shimano y totalmente incompatible con mandos de cambio Grip Shift. Ahora Fox ha vuelto a hacer uso de esta relación, y ha empleado el sistema de batería del Di2 de Shimano para dar energía a su iRD (Intelligent Ryde Dynamics) que por el momento se ha traducido en un sistema de bloqueo de las suspensiones electrónico.

Pero, ¿qué ha creado Fox? En resumen es un sistema de bloqueo, tanto de la horquilla como del amortiguador, que podemos accionar desde el mando en el manillar, y que cuenta con dos posiciones: Climb y Descend. Además podemos escoger que sólo afecte a la horquilla o a la horquilla y el amortiguador a la vez.

Los beneficios del sistema para Fox son «la suspensión delantera y la trasera están controladas por un mismo mando, cuya activación requiere de un movimiento mínimo de la mano, permitiendo al rider un mejor control de las suspensiones sea como sea el camino. La sencillez de uso y el poco esfuerzo para su uso se traduce en una menor fatiga y un mayor uso del sistema respecto a otras formas de bloqueo.»

Con este único planteamiento el sistema no es especialmente motivante o sorprendente. Los sistemas de bloqueo por cable (o hidráulicos como los de RockShox) van realmente bien, y su uso no es nada incómodo. Con ese sistema añadimos peso extra (circuitos y baterías), y una opción (teórica que quizás no sea real) de tener un nuevo punto de posibles averías. La batería tiene un fuerte impacto visual en los cuadros, que no están diseñados para albergarla como algunos de carretera. Además, Cannondale y su Lefty ya tuvieron en su día un sistema similar.

Aún con eso, creemos que el sistema alberga una increíbles posibilidades de futuro. ¿Quizás configurar las suspensiones a través de un móvil o un ordenador? ¿Disponer de mapas de configuración predeterminados que personalicen la suspensión para determinados terrenos? ¿poder cambiar entre mapas de suspensión en marcha? La imaginación se dispara pensando en el potencial que puede abrir el sistema aunque su primer aplicación sea un poco limitada.

A nivel técnico, Fox anuncia que sus suspensiones iCD, empleándolas de forma «normal» dan una vida de 2 meses y media a la batería completamente cargada.

El peso para una horquilla Fox Float iCD con la unidad FIT y recubrimiento Kashima es de 1.555 gramos, sobre el papel más ligera que una de producción actual sin el sistema (falta contar el peso de la batería y cables de montaje).

Las imágenes corresponden al sistema montado en la bicicleta de Geoff Kabush.

[nggallery id=386]

Te puede interesar