Portada Noticias Productos Tests Vídeos Contacto Buscar
ESMTB.com - mountain bike
Sportful

Scott Supersonic

Canyon cierra un año récord facturando 400 millones y reestructura su dirección

Canyon es un ejemplo de trayectoria empresarial meteórica. Está a punto de cerrar el mejor año de su historia y busca establecer las bases para consolidar su crecimiento en el futuro

Pioneros en su día, gigantes en la actualidad. Canyon apostó por el modelo de venta directa en un momento en que esta fórmula no era, ni mucho menos, popular en el mundo de la bicicleta. Sin embargo esta decisión clave la ha situado en un lugar privilegiado a medida que el comercio electrónica se consolidaba como un hábito entre los usuarios. Esa política de comercialización, unida a modelos muy acertados en rendimiento y precio y a una potente campaña de marketing en competición y eventos los ha situado como una de las grandes marcas de ciclismo a nivel mundial y como la referencia absoluta si hablamos de la venta online de bicicletas. Los números resumen muy bien qué es Canyon a día de hoy. Este mes de septiembre cerrarán un año récord para la marca con una facturación de 400 millones de euros, un crecimiento del 30% respecto al año anterior. Ahora, para poder adaptarse a esta nueva dimensión de negocio han puesto en marcha una reestructuración profunda de su dirección.

Continúa tras los patrocinadores



Escenificando el cambio de CEO en Canyon

«Canyon seguirá siendo Canyon, pero hay cambios en progreso»

Aunque no parezca mentira los inicios de Canyon se remontan a 1985 cuando Roman Arnold y su hermano crearon Radsport Arnold en un garaje. Se dedicaban a vender piezas para bicicletas. En 1996 llegaron las primeras bicicletas con el nombre de Canyon y en 2001 arrancó Canyon como marca de bicicletas propias. Hasta hoy, cuando han anunciado su mejor año hasta la fecha con una cifra de facturación de 400 millones.  Una trayectoria impresionante que ahora afronta un nuevo reto: adaptarse a ese crecimiento. «Tecnología, expansión global y éxitos deportivos: hemos logrado mucho y hemos creado una historia de éxito real con nuestros empleados«, dice el fundador, Roman Arnold. “Ahora es el momento de pasar a la ofensiva, de aprovechar todas las oportunidades, y hay muchas”. Roman quiere ayudar a moldear aún más la suerte y el desarrollo de Canyon. Incluso después de más de 30 años, Canyon sigue estando en el centro de su atención. – «Canyon seguirá siendo Canyon, pero hay cambios en progreso«, agregó.

Desde el inicio de la asociación con TSG Consumer Partners LLC, la facturación se ha más que duplicado, de los 150 a los 400 millones de euros

Después de casi cinco años, TSG Consumer Partners LLC, el actual inversor al lado de Canyon, está explorando una recapitalización en colaboración con Canyon para incorporar un nuevo socio de capital para la siguiente fase de expansión de la empresa. «Juntos con TSG hemos logrado grandes cosas, hemos creado una historia de crecimiento real«, elogiando la cooperación: «No podría haber imaginado un mejor socio a nuestro lado: hemos desarrollado con éxito el mercado de EE.UU. y hemos lanzado un sitio web sin precedentes en el mundo del e-commerce«. Las cifras brindan un fuerte apoyo, desde el inicio de la asociación, la facturación se ha más que duplicado, de los 150 a los 400 millones de euros. Junto con TSG, Canyon ha iniciado ahora la búsqueda de un nuevo socio. Los criterios son claros, el listón está muy alto: «No hemos dejado de mejorar y desarrollarnos continuamente con TSG. Juntos hemos logrado llevar esta empresa a un nuevo nivel«, enfatizó Arnold. Con un nuevo apoyo, Canyon quiere dar el siguiente paso: «Hemos alcanzado ya un tamaño en el que necesitamos inversores adicionales para nuestros planes de crecimiento e innovación«.

La estructura de dirección en Canyon también se adaptará para garantizar estar bien preparados para el futuro: después de más de 30 años en la gestión operativa, Roman Arnold se trasladará al recién creado Consejo Asesor de Canyon. A partir del 1 de octubre de 2020, cederá su puesto de CEO a Armin Landgraf, que ha sido el Director de Operaciones hasta ahora. Armin Landgraf, un directivo con experiencia en la industria de la bicicleta y ya trabajando en Canyon, será el nuevo CEO. El área de responsabilidad de Lothar Arnold como director financiero (CFO) se mantiene sin cambios. Juntos forman el nuevo equipo directivo.

El nuevo CEO ha descrito el futuro de Canyon: «Seguiremos centrándonos en el desarrollo de nuevas tecnologías y productos, en una expansión continua de nuestro portfolio de bicicletas eléctricas, en la expansión de nuestra oferta de servicios y en el fortalecimiento de nuestra presencia como marca global», explica. «Invertiré mucha energía para fortalecer aún más nuestra posición como líder digital y seguir estando a la cabeza de la industria.»

 

Te puede interesar