Portada Noticias Productos Tests Vídeos Rutas Ofertas Contacto Buscar
ESMTB.com - mountain bike

Pedales Look

Equipo ESMTB.com en la Absa Cape Epic, crónica del prólogo y 1ª etapa

La crónica del equipo ESMTB.com en la Absa Cape Epic 2012. Ismael Ventura explica las dos primeras jornadas de competición en la prueba sudafricana

Catalunya Bike Race

Scott Marathon Cup - Vall de Boi

Sportful

ESMTB.com cuenta con un equipo en la edición 2012 de la Absa Cape Epic. Formado por Joan Llordella e Ismael Ventura, ambos ya se encuentran inmersos en la prueba por etapas más importante del mundo biker.

Día a día os iremos acercando las impresiones del equipo ESMTB.com sobre la prueba africana y sus “batallitas” en carrera. Esta es la primera entrega, con el prólogo y la primera etapa.

Hace unos meses parecía que la Absa Cape Epic estaba a años luz, y ahora estamos en Sudáfrica con un dolor de piernas que no puede ser bueno para la salud. Tras el largo viaje desde España, y dos días de aclimatación al calor sudafricano, ayer empezó la acción con lo que aquí han llamado “prólogo”.

La palabra prólogo me suena a Tour de Francia, a mucho público y un calentón a tope de 10-15 minutos. Aquí el tema del público ha cumplido, pero nos han cambiado el apretón de 15 minutos por más de 1 hora de sacar el corazón por la boca en una crono que tenía 27km y 900 metros positivos de desnivel. Para estirar piernas.

Eso sí, el recorrido, una locura y un empacho de singletrack, duro y rápido, curvas y más curvas, peraltes, subidas entretenidas, bajadas rápidas, paredones entre viñedos y todo ello aliñado con puntos del recorrido plagados de público. Un buen estreno.

Por nuestra parte, hemos ido a tope pero sin apretar… jejeje. La táctica de Llordella era salir a tope y apretar al final. Lo típico también. A buen ritmito, y adelantando a mucha gente, hicimos una buena crono. 14º de la general. El top-20 está muy caro, con 15-20 equipos formados por corredores profesionales, que viven en su mundo de autocaravanas mientras nosotros no podemos echarnos una siesta porque en las tiendas de campaña se podría freir huevos en el colchón. Pero es lo de menos. Es un lujo compartir parrilla con los cocos del mountain bike mundial, algo que se puede hacer en muy pocas carreras, la Absa Cape Epic entre ellas.

Hoy la cosa se ha puesto seria. 115km y 2300 metros de desnivel positivo, en un recorrido muy rompepiernas, con subidas durisimas por la pendiente, senderos pedregosos, mucho calor y también algunos tramos llanos que han sido la puntilla para que ambos llegásemos a meta con calambres intentando seguir el ritmo imposible de los guiris en el llano. No he empezado muy bien, y en el km 5 me he ido al suelo al no ver un reguero. Con lo que eso supone. A remontar a gente, revisar un poco la bici, perder uno de los bidones y heridas de guerra nuevas. Y toda la etapa con el manillar torcido… pero tras 5 minutos me he acostumbrado y como si nada!

Hemos estado los primeros 25-30km en el grupo delantero, pero las cosas se han puesto serias y el grupito se ha ido rompiendo. Hemos ido haciendo a nuestra marcheta. Joan ha tenido su primer momento de tensión al ver que salía líquido sellante de la cubirta… pero se ha portado y ha sellado. Es importantísimo rodar seguro e intentar no pinchar. Mejor bajar un punto más lento e intentar cuidar la mecánica dentro de lo posible. Hemos visto de todo. Como Kevin Evans y David George, segundos en la general, rompían cadena, nos pasaban, pinchaban, nos volvían a pasar, volvían a pinchar.. y lo rápido que van. Nuestros compañeros de viaje durante casi todo el día han sido los “Milka” Chris Jongewaard y Jeroen Boelen. Vaya par. El primero con un palmarés tipo enclopedia y el segundo, último ganador de la Crocodile Trophy. Jongewaard iba lo que se diría “con la minga”, mientras que Boelen sufría en las subidas. Pero ambos volaban en el llano. Todos corren mucho en el llano. El llano es para descansar no para morir!

Otro momento de tensión ha sido en la zona final. Última subida, Joan se descuelga un poco y yo aguanto el grupo. En la bajada Joan a unos 100 metros, y el grupo rodando a mil. A todo esto los dos con principios de calambres. ¿Qué hago? ¿Me descuelgo e intento ayudarle a enlazar? ¿Espero que enlace sólo? Tenía claro que si me descolgaba ya no veía al grupo, así que iba mirando como Joan se aguantaba a pocos metros… hasta que el equipo Milka le pilla. Listo, pienso yo. Ahora enlazará con ellos. Pero Jongewaard le ataca! Al final, no sin sufrimiento, enlaza con nuestro grupo. Típica serie con casi 5 horas en las piernas, calor de la muerte y calambres.

La etapa ha pasado factura, cerca de 5 horas hemos hecho nosotros, y hemos ido pillando a bastante gente. En el tramo final cazábamos al equipo de Specialized de Yamamoto y Knox. Entrábamos en un grupito que hacía el 9º, y nosotros 11º. Más que contentos.

Buen día, aunque estamos castigados. Mañana más, le tocará a Joan contar la etapa

Ismael Ventura – Equipo ESMTB.con en la Absa Cape Epic 2012

Te puede interesar