Portada Noticias Productos Tests Vídeos Contacto Buscar
ESMTB.com - mountain bike
Marqués de Riscal Marqués de Riscal

Absa Cape Epic: la dureza sigue pasando factura a los mejores

Más abandonos, los líderes apunto de perder la carrera y nuevo triunfo de una 650B para la jornada reina de la carrera.

La Absa Cape Epic ya enfila su tramo final.

La 5ª etapa, y 6º día de competición, era la más temida por los participantes. 115km y cerca de 3.000 metros de desnivel positivo tenían la culpa. A todo ello, las fuerzas ya escasean, y las caídas y heridas de guerra merman las fuerzas de muchos de los bikers.

En cuanto a las clasificaciones, la jornada anterior supuso un vuelvo a muchas de las categorías, salvo la absoluta masculina, donde el Topeak Ergon fue capaz de mantener el liderato dos días seguidos, algo que nadie había conseguido hasta la fecha.

Esta vez sí, los participantes pudieron «gozar» del calor sudafricano. En esta edición se están encontrando con todas las condiciones meteorológicas posibles en la zona. Lluvia, frío, viento y ahora calor.

Sin tener los altos porcentajes de senderos de la 4ª etapa, esta 5ª jornada también contaba con zonas técnicas y singletracks dignos de mención. Atrás quedaron los largos días sobre pistas anchas.

El desnivel acumulado fue el principal obstáculo de la jornada. Duras ascensiones que lo son aún más después de tantos días compitiendo.

El equipo Oddlo-Scott de Nino y Philip volvía a probar suerte en busca del triunfo de etapa. Eran ellos los que rompían el grupo cabecero. De no ser por los dos malos días de Buys en las dos primeras etapas en línea, su conjunto podría ser un serio aspirante a la victoria.

Esta vez no se fueron solos, y Roel Paulissen y Riccardo Chiarini (los bikers de azul) se pegaron a su rueda. Paulissen está de vuelta a la elite del bike-maraton tras cumplir su sanción por dopaje. El belga se libró por poco de la dura política anti-doping de la carrera, que incluye la la imposibilidad de competir en la prueba a los bikers con controles positivos a partir del año 2012, y para siempre. Como muestra, Brandon Stewart, uno de los iconos de la prueba, y uno de los pocos bikers que había competido en todas las ediciones de la carrera hasta este año (y sudafricano) se ha quedado sin correr esta temporada al haber dado positivo en un control el año pasado.

Las tomas del helicóptero nos dan una perspectiva de la competición que sólo podemos ver en la Absa Cape Epic.

Kristian Hynek y Robert Mennen defendieron su maillot de líderes con uñas y dientes. Aunque la suerte no estuvo de su lado, la caridad del equipo Centurion-Vaude les ha salvado la carrera.

Bart Brentjens y Abraao Azevedo, líderes en master, lucieron por primera vez su recién conquistado maillot azul. Ahora les tocará defenderlo hasta el final.

Y otra pareja que estrenaba maillot de líder era la femenina de Ariane Kleinhans y Annika Langvad. Lo consiguieron en el prólogo pero lo perdieron tras ceder casi una hora en la 1ª etapa en línea a causa de las averías. Desde entonces han ganado todas y cada una de las etapas, y recortado tiempo día a día hasta recuperar el maillot.

Schurter y Buys lo tienen claro, con la general y el podio difícil, lo mejor son los triunfos de etapa. Un nuevo día con el equipo al ataca, y es el tercero consecutivo.

Esta vez Paulissen y Chiarini sabían que tenían ante si la oportunidad de su vida para ganar una etapa en la Absa Cape Epic. Ambos están compitiendo con unas bicicletas prototipo de Torpado, doble suspensión de 650B, que salieron del horno justo antes de la Absa Cape Epic y que aún no saben si saldrá a la producción en serie.

Y el momento de generosidad del día. Kristian Hynek y Robert Mennen pinchan… las 4 ruedas a la vez! Ambos pinchan las dos ruedas. La Absa Cape Epic parecía perdida. Mientras reparaban las ruedas para las que tenían recambio apareció el equipo Centurion-Vaude de Markus Kaufmann y Jochen Kaess. Ambos fueron líderes de la carrera pero tras romper el cuadro siéndolo, no tenían opciones a la general. Hynek gritó pidiendo ayuda y ellos acudieron a su salvación. Se conocen y son amigos y ahora les deben un gran favor. Además tuvieron la suerte que el material que emplean ambos equipos encajaba, porque en un mundo con tantas medidas de eje de rueda y piñones era algo poco probable.

Por delante Sauser y Rabon contaban con más de 4 minutos de ventaja. Estaban a otros 4 minutos del liderato. Y los otros equipos Specialized les ayudaban.

Urs Huber, con el maillot de Outcast, completando la etapa tras perder a su compañero Karl Platt en la anterior jornada.

Y Nino Schurter enseñando a Sauser como subir una pared llena de piedras sin poner pie a tierra.

Pero la mala suerte también estuvo con Sauser. El suizo dice llevar 3 pinchazos y una caída. «Es más de lo que he pinchado en las pasadas 2 Absa Cape Epic. Y eso teniendo en cuenta que llevo los mismos neumáticos y la misma bicicleta prácticamente» explica el suizo. No da la carrera por perdida. «Quedan dos días y 10 minutos no es tanto tiempo en la Absa Cape Epic.»

Otro corredor que vestirá de «Outcast» es Jose Antonio Hermida. Él pudo superar sus problemas físicos de la primera etapa, pero su compañero Rudi Van Houts no ha podido con la lesión que se hizo tras una caída.

Y más escenas del momento que ha podido decidir la Absa Cape Epic hacía el Topeak Ergon. O como mínimo les dará la opción de seguir defendiendo su liderato. Tras el buen gesto del Centurion-Vaude, Jochen Kaess tuvo que hacer 10km con las dos ruedas en llanta hasta llegar a un punto de asistencia.

El vídeo del cambio de ruedas:

Y tras ello, empezó una persecución a la desesperada para recuperar el tiempo perdido respecto a Sauser y Rabon.

El equipo Meerendal Songo Specialized tiraba al máximo tras reparar el pinchazo de Sauser, pero la cabeza de carrera ya estaba muy lejos. Aún con todo su batalla es por la general e iban a recortar algo de tiempo.

En meta, final muy ajustado entre el Torpado y el Scott-Oddlo. 6 segundos dio el triunfo a Paulissen y Chiarini. Éste último viene de ser profesional de carretera y cuenta con poca experiencia en el BTT. Paulissen ganó la Absa Cape Epic en dos ocasiones. En su época pre-sanción. Fue en 2005 y 2008. Además suben a la 4ª plaza de la general.

Y la alegría de una victoria que vale por toda una temporada.

Rabon y Sauser contentos por la 3ª plaza en la etapa, pero sobre todo, por limar diferencias con los líderes.

Y un equipo a destacar. El de Paolo Montoya, el mejor biker de Costa Rica, y el estadounidense Ben Bostrom. Éste último es una leyenda de las Superbike. Y capaz de acabar 4º (sí, 4º!) en una etapa de la Absa Cape Epic. De no ser por los problemas mecánicos y físicos de las primeras etapas estarían rondando el top-5 de la general.

Kevin Evans fue, como comentamos ayer, protagonista no deseado de la etapa y por temas polémico. Se le sancionó con 1 hora de penalización por recortar el recorrido. Con ello, perdieron el maillot de líderes de mejor equipo sudafricano. La polémica no paró ahí, y rápidamente salió a escena que Sauer hizo algo similar en el prólogo. Sin embargo el suizo ya no puede ser sancionado. Según la normativa de la Absa Cape Epic, para realizar este tipo de reclamaciones se deben presentar como máximo, dos horas después del final de la etapa, si no ya no serán tomadas en consideración.

Esta fue la acción que le supuso a Kevin Evans la sanción. El propio biker bromeaba con ello hoy en Twitter antes de la etapa. «Absa Cape Epic, etapa 6. Oak Valley loop. 85km, 1800m, 1600 curvas de herradura. 1599 para mi 😉»

Las caídas pasan factura en la carrera. Entre los profesionales, este año está siendo uno de los más duros, con muchos abandonos por lesiones.

Y la alegría y complicidad de Kleinhans y Langvad tras otra victoria de etapa.

La carrera del primer equipo femenino está siendo brutal.

En la imagen, ambas van a rueda de Joan Llordella, cuyo equipo, el Buff Pro, está en el top-15 absoluto. Ellas son 18ª de la general absoluta, algo inédito en la carrera, y de no ser por la hora que perdieron en la primera etapa podrían estar cercanas al top-10 absoluto. ¿Hace falta decir algo más?

Brentjens y Azevedo también están en el top-20 absoluto. La gran cantidad de bajas entre equipo favoritos al top-10 está demostrando que la solidez es la principal virtud en esta prueba.

Y la muestra del gran número de abandonos. 4 corredores «Outcast» cuyos 4 equipos partían como aspirantes al top-10.

Esta es la cara que te queda cuando sabes que estás haciendo una carrera impresionante. Annika Langvad puede estar contenta.

Thomas Dietsch ha estado pasando por muchos problemas físicos desde el inicio. Pero no ha cedido ni se ha retirado. Junto a Stefan Sahm, ganador de la Absa Cape Epic en 3 ocasiones, siguen en competición.

Y los paisajes que han acompañado, junto al calor, a los bikers que siguen persiguiendo el sueño de acabar la Absa Cape Epic.

 

Te puede interesar