Ruedas Progress MTB - XCD-CB Plus
Skoda Gran Fondo Priorat
Northwave ropa ciclista
Scott Marathon by Taymory
Publicado el 3-9-2016
Su estreno como elite ha sido espectacular. Hablamos sobre su futuro, la decepción de no estar en Rio y cómo llega a la gran final de Vallnord

Espectacular. No se puede calificar de otra forma la primera temporada como corredor elite de Pablo Rodriguez.

Su top-10 en el Campeonato del Mundo de Nove Mesto es solo la punta del iceberg de una temporada para enmarcar. Está claro que ya había apuntado maneras de gran corredor internacional en su etapa sub-23, especialmente en su gran año 2015, pero no solo ha confirmado las expectativas que había generado en su paso a la categoría reina, sino que las ha superado holgadamente.

Pablo Rodriguez ya no es el futuro del cross-country nacional. Es el presente. Hablamos con él a pocas horas de su último gran reto de este 2016, la final de la Copa del Mundo en Vallnord.

Subcampeón de la Copa del Mundo sub-23 en 2015

Subcampeón de la Copa del Mundo sub-23 en 2015

Tras haberse ganado el derecho de ser uno de los aspirantes a las 3 plazas olímpicas, el biker gallego se quedó sin plaza en la última criba. Sobre cómo y por qué se deja al corredor más prometedor de nuestro país en casa sabiendo que probablemente será la apuesta segura en Tokio 2020 es algo que daría para escribir varios artículos independientes. Pero que ya es cosa del pasado.

Pablo ha sabido pasar página y ha preparado con mimo la cita de Vallnord. Concentrado en altura en la zona de Manzaneda, donde tiene a su alcance todo tipo de terreno para entrenar tanto el físico como la técnica. Unas semanas con las que centrarse para rendir al máximo este próximo domingo.

Pienso que estoy bastante bien en este momento. Los números de los entrenamientos son de los mejores del año, comparando con como estaba para el Mundial, que fue donde mejor pude rendir. Esta carrera la he podido preparar con mucho cariño después de haber parado tras el campeonato de España al no haber ido a los Juegos Olímpicos” explica sobre su puesta a punto.

He estado en altura dos semanas y la semana pasada, como parte de la preparación, estuve en la carrera de la Copa Suiza de Basel que fue muy bien. A ver ahora como se da la carrera aquí en Vallnord.

Primer año elite y top10 en el Mundial. Pocos pueden presumir de algo así.

Primer año elite y top10 en el Mundial. Pocos pueden presumir de algo así.

Sobre su estreno elite es consciente de lo que ha logrado. “El top-10 en el Mundial, también en la Copa del Mundo de Albstadt. He tenido algunos problemas, sobretodo mecánicos, como en la primera Copa del Mundo de Australia. Estoy muy contento con mi rendimiento.”

En cuanto al salto de elite a sub-23, es todo un ejemplo de adaptación rápida y exitosa. “El año pasado ya estaba corriendo muchas carreras con elite y más o menos ya sabía el ritmo que se llevaba. Al final ves los tiempos por vuelta y sabes que tienes el ritmo. Pero cuando llegas a elite ves que es otro mundo. Aquí te tienes que pelear con 50 corredores que van tan rápido como tu o más. Hay mucha más gente y las diferencias son muy pequeñas. Pero he llegado con ambición

Lo que podría haber sido la guinda al pastel, correr los Juegos Olímpicos de Rio de Janeiro, se convirtió en el momento más complicado. Pero Pablo Rodriguez ha sabido no hundirse por ello, ser positivo y seguir pensando en futuros objetivos. “Si que fue una desilusión por como fue todo. No tener unos criterios claros y no saber cuando tenía que rendir y cuando no. Eso hizo estar desde el principio a tope, en un nivel alto desde mayo. No poder planificar la temporada como queríamos. Pero al final salió bien. El alargar toda la decisión hasta después del Mundial hizo que llegase a esa carrera en mi mejor momento y consiguiese mi mejor resultado de toda la vida, como es un 10º puesto en un Campeonato del Mundo elite. Así que tampoco es para estar desilusionado. Cuando Cristóbal me comentó la decisión si que me llevé un palo grande. Pero a partir de ahí ya buscamos otros objetivos y trabajar en otras carreras. Esta carrera me hace especial ilusión para poder acabar la temporada con esa chispa que otros años no he podido tener.

Lo dice en referencia a su año 2015, donde tras una sobresaliente temporada, las últimas carreras del año se hicieron más duras de lo esperado y en ellas no pudo demostrar el altísimo nivel que atesoraba a lo largo de toda la temporada.

De cara al año que viene no habrá cambio de equipo. “Tengo contrato 2 años más con MMR.

Pablo Rodriguez en Canadá

Pablo Rodriguez en Canadá

Su calendario seguirá la misma línea que esta temporada. “Centrarse en Copa del Mundo y buscar 5 o 6 carreras internacionales que nos sirvan para tener ese punch que buscamos mantener entre Copas del Mundo. Será muy parecido al de este año.

Pablo, a pesar de su juventud, ya cuenta con una enorme experiencia internacional. Eso le da una perspectiva única para opinar sobre el estado del XCO nacional. “Veo el XCO un poco descontrolado. Mirando el calendario ves carreras que no están en su sitio. Carreras de buena categoría UCI que ponen justo antes de un viaje a Canadá o un viaje a Australia. Son carreras que cuestan mucho correr. Aunque son carreras que debemos hacer y que interesan a nuestra marca MMR porque es donde más vende bicicletas en muchas ocasiones hay que decir que no y no ir. Porque no es viable. Nosotros buscamos rendir al máximo en la Copa del Mundo.

Su poca presencia en las pruebas nacionales no es una decisión premeditada. Es un tema de calendario. “El calendario no está bien diseñado. Si desde la federación quisiesen hacer un calendario mejor también deberían consultar a los corredores. Cuando haces una apuesta y pagas por organizar carreras internacionales C1 o C2 hay que pensar en los corredores, para que puedan venir los mejores y haya un nivel acorde a la categoría de la carrera.

Yo tengo una apuesta muy clara por rendir en la Copa del Mundo y el equipo MMR me apoya en ello.” Es la actitud que ha permitido a Pablo Rodriguez estar donde está hoy.

Ahora, pensando en 2017, el reto será igualar o mejorar su rendimiento. El listón está muy alto desde su primer año. “Eso es lo malo de haberme metido en pelea tan pronto. Ya ves que hay corredores que un año andan un barbaridad y que luego les cuesta mucho mantenerse en los años siguientes. Yo voy a seguir cuidándome, entrenando al máximo y motivación no me falta. Así que voy a seguir en la misma línea.

Nos despedimos de Pablo Rodriguez sabiendo que no será la última vez que lo entrevistemos porque si algo apunta el biker gallego es que lo mejor de su carrera deportiva aún está por venir. Y viendo lo conseguido ya eso es mucho decir.

Comentar noticia

comentarios powered by Disqus