Northwave ropa ciclista
Club La Santa 4 Stage Mountain Bike Race
Chain Reaction Cycles - Rebajas Enero
Ruedas Progress MTB - XCD-CB Plus
Publicado el 23-8-2016
Ligera, rígida, con multitud de opciones de montaje y con una suspensión activa en pequeños impactos, probamos a fondo la Scarp 29

KTM no ha tenido un camino fácil en su segmento de doble suspensión para XC y bike-maraton. Hasta el año pasado su catálogo había sido testigo de un desfile constante de nuevos modelos que intentaban conseguir un hueco en este sector. Sistemas de suspensión que no tenían continuidad y modelos que apenas duraban un par de años en su gama.

Pero el modelo 2016 supuso, por fin, la llegada de un sistema y una configuración de suspensión que sí va camino de consolidarse y tener un largo recorrido en la marca.

Straight Line Link son las palabras que definen al sistema entorno al cual nació la nueva KTM Scarp el año pasado. Respecto al modelo de este año ha llegado una revisión importante que permite a la Scarp ser aún más ligera. Aunque visualmente son idénticas, KTM ha mejorado la estructura del carbono en su nuevo modelo Sonic de la Scarp rebajando el peso considerablemente. En cualquier caso es algo que sólo se aplica al único modelo Sonic de la Scarp, el más caro y tope de la extensa gama KTM Scarp.

Diseño limpio para la Scarp 29

Diseño limpio para la Scarp 29

De esta forma el cuadro de 2016 sigue totalmente vigente en el resto del catálogo sin modificaciones. De hecho, el modelo que probamos en este test, el KTM Scarp 29 Prestige 11 es totalmente idéntico, incluso en montaje, al que aparece en el catálogo 2017.

A favor Calidad de acabados en todo el cuadro. Aprovechamiento de los 90mm de recorrido. Montaje equilibrado. Multitud de opciones de equipamiento en la gama Scarp. Comodidad para una bici de carácter XC. Ligereza.
En contra Neumáticos inaceptables. No dispone de talla 15". Falta guiado cable para posible tija telescópica.

Straight Line Link, el corazón de la Scarp y de casi toda la gama doble de KTM

Con la gama 2016 se borró de un plumazo el anterior sistema de suspensión, el PDS. KTM apostaba todo a su nuevo SSL (Straight Line Link) con el que han dado vida a todas sus dobles con recorridos entre los 90 y 125mm. El motivo del cambio era la búsqueda de un sistema que fuese más ligero que el PDS. Se abandonó la posición del amortiguador paralela al tubo de sillín para adoptar un sistema con el amortiguador posicionado bajo el tubo superior. La Scarp, Lycan y Kapoho lo emplean y sólo la Lycan LT de largo recorrido se salva de su aplicación.

KTM Scarp 29 Prestige 1

La bieleta Rocker Blade, en carbono, una obra de arte

KTM Scarp 29 Prestige 11

SSL, el sistema de suspensión que da vida a la KTM

El nuevo diseño de la suspensión requiere de menos material en su construcción. La pequeña bieleta que enlaza el amortiguador con los tirantes, llamada Rocker Blade, es de carbono en los modelos de gama alta de Scarp y Lycan, con una importante reducción de peso. A todo ello se usa la flexión del carbono, un recurso ya habitual, para eliminar el punto de giro en la zona del eje trasero. Más rigidez y menor peso.

La línea totalmente recta que forman los tirantes con el amortiguador es la característica que da nombre al sistema. Sobre el papel el sistema de suspensión de la Scarp tiene su mejor eficiencia de pedaleo con desarrollos de plato pequeños, entorno a 30 dientes en caso de transmisión monoplato. Entrega 90mm de recorrido.

KTM Scarp 29 Prestige 1

Sin punto de giro en la zona del eje, se aprovecha la flexión del carbono

KTM Scarp 29 Prestige 1

Zona del pedalier con detalle del guiado de cables interno

Cuadro a la última y dos bidones sin problemas

Como era de esperar el cuadro de la KTM Scarp está a la última en todo. Es Boost, los acabados son de primera, tiene un completo sistema de guiado interno y podemos montar dos bidones en las posiciones habituales sin problemas, e incluso hay un agujero adicional para poder montar el portabidón en diferentes posiciones y albergar bidones más grandes en alguna de ellas.

KTM Scarp 29 Prestige 1

Así es el anclaje del disco trasero, con discos de 180mm de serie

KTM Scarp 29 Prestige 1

Detalle del soporte para el segundo portabidón.

El cuadro está preparado para montar desviador delantero, y en su gama podemos encontrar modelos de doble plato. El pedalier es PressFit.

Tan solo echamos en falta la posibilidad de tener un guiado interno para el caso que queramos instalar una tija telescópica, algo que parece claro será una tendencia en el futuro también dentro del XC. Cuenta con protecciones cuidadosamente integradas en el cuadro en sus puntos clave como vaina de la transmisión o el interior del plato.

KTM Scarp 29 Prestige 1

Guiado interno, compatible con electrónico y dos platos

KTM Scarp 29 Prestige 11

Acabados de primera en todos los detalles de su cuadro

Mejoras en la geometría y tallas a partir de la 17″

El Boost siempre trae consigo mejoras en la geometría. La nueva Scarp ha hecho que el tubo de sillín sea un poco más radical, siendo 0,5º más agresivo que su predecesora, lo que supone una mejor posición para entregar nuestra fuerza con el pedaleo. El eje de pedalier está más bajo, y con ello el centro de gravedad de la bicicleta. Como no, no falta un reach más largo en combinación con el uso de potencias más cortas para ganar confianza, todo ello completado con un ángulo de dirección de 70º. Las vainas no son especialmente cortas en comparación con modelos similares y se quedan en los 441mm.

Las tallas empiezan a partir de la 17″, así que las personas con menor estatura deberán olvidarse de la Scarp 29. Esto puede afectar sobretodo al público femenino, puesto que es complicado que una 17″ sirva para alguien de poca altura.

En marcha

Basta montarse y rodar unos cuantos kilómetros con la KTM Scarp 29 para percibir sus puntos fuertes. La rigidez global del conjunto ha mejorado mucho respecto al modelo anterior. Si lo unimos al mando de bloqueo total de las suspensiones que equipa (el genial mando hidráulico de RockShox) y a los ligerísimos neumáticos Schwalbe que monta, en terreno liso y subidas regulares es un auténtico misil con sensaciones de bicicleta rígida.

Pero la gran sensación de facilidad en las aceleraciones viene en buena parte por el uso de esos neumáticos Schwalbe  Thunder Burt en una carcasa de papel de fumar que no le hacen ningún otro favor a esta KTM y que trataremos aparte. La solución para poder realizar una prueba en terreno biker real fue cambiarlos.

En cuanto a la suspensión, dentro de los cánones de una bicicleta de XC estamos ante un comportamiento que prima la comodidad del usuario. Con el amortiguador abierto y el SAG indicado se percibe cierto movimiento en el pedaleo. Nada especialmente grave, pero que la sitúa en el extremo activo de las suspensiones para XC. Esto tiene sus ventajas y sus desventajas. En la parte positiva tiene una absorción de pequeños impactos muy buena, algo poco habitual en un modelo de rally. Gracias a eso y al buen rendimiento de la parte final del recorrido la Scarp da la sensación de tener más que esos 90mm que anuncia. De hecho por ello casa perfectamente con que vaya equipada con horquillas de 100mm.

KTM Scarp 29 Prestige 1

La bieleta Rocker Blade, en carbono, una obra de arte

KTM Scarp 29 Prestige 1
 

En nuestro modelo, el único equipado con horquilla RockShox RS1, también nos encontramos con un funcionamiento equilibrado, puesto que la buena sensibilidad de la suspensión trasera combina al 100% con la también buena sensibilidad inicial de la RS1. El resultado, una doble de XC muy cómoda.

Su comportamiento destaca más por su estabilidad y confianza a alta velocidad y la rigidez global del cuadro invita a hacer aceleraciones gracias a la buena transmisión de nuestra fuerza a la rueda. En tramos llanos bacheados es una gozada, con la suspensión trabajando siempre para facilitarnos el avance.

Neumáticos inadmisibles

Es algo que, por suerte, cada vez es menos habitual en las marcas. Montar neumáticos de salón en las bicicletas de serie para rebajar el peso final del conjunto. En el caso de KTM es algo que se viene haciendo, por desgracia, desde hace mucho tiempo. Hasta el punto que, con el gran rendimiento y opciones de uso agresivo para XC que ofrece esta Scarp, los semislicks Schwalbe  Thunder Burt con una carcasa delgadísima y montados con cámaras hace que tal y como viene de serie sea una bicicleta imposible de usar de forma razonable. Problema para el usuario que si no es advertido por la tienda donde comprar la bicicleta verá como su primera salida con ella puede convertir en una pesadilla (pinchamos dos veces en las dos primeras bajadas que hicimos). Y problema para la tienda, que sabedora de ello no tendrá más que advertir al comprador y venderle neumáticos reales o cambiárselos gratis para asegurar la venta.

KTM Scarp 29 Prestige 1

RS1 quiere decir que no hay muchas opciones para escoger bujes

KTM Scarp 29 Prestige 1

Cámaras y neumáticos ultraligeros semislick. Posible pesadilla en nuestras salidas

Además, el efecto rebaja de peso en la báscula ya no es argumento para su montaje, puesto que el usuario que apueste por una bicicleta de más de 6.000€ es más que probable que tenga el conocimiento suficiente para saber que tiene que sumarle otros 300 gramos para tener una bicicleta usable.

Dentro de lo poco positivo de esta elección, las llantas DT-Swiss que equipan vienen preparadas para tubeless, con el fondo de llanta ya instalado. Así que dos neumáticos reales, un par de válvulas tubeless y un poco de líquido sellante y tendrás tu Scarp lista para ser exprimida como se merece.

KTM Scarp 29 Prestige 11

KTM Scarp 29 Prestige 11

Equipamiento a la altura

Más allá de la laguna de los neumáticos, el equipamiento de la Scarp 29 Prestige 11 es ideal y no flaquea por ningún punto. Los componentes Ritchey son garantía de fiabilidad y buen rendimiento y en la transmisión se usa SRAM XX1, más que probado.

Esta Prestige se ofrece con 3 opciones de transmisión. La de 1×11 con XX1 que hemos probado, una 2×11 con Shimano XTR y una 1×12 con SRAM XX1 Eagle, que probablemente sea la opción más interesante si buscas monoplato, aún con el pequeño sobre coste que tendrá.

Va equipada con la horquilla RockShox RS1. La propia RockShox está introduciendo la SID de nuevo con fuerza como su modelo XC, y Fox con su nueva 32 va a arrasar en 2017 dentro de esta disciplina (casi toda la gama Scarp monta la Fox 32 en sus diferentes versiones), pero está claro que la RS1 tiene su público. Su estética rompedora engancha a muchos usuarios y a nivel visual encaja a la perfección con la Scarp formando un conjunto que entra por los ojos. Sus ventajas, su finura de funcionamiento y sensibilidad inicial. Sus inconvenientes, no quieras montar la rueda delantera con prisas y falta de rigidez lateral, además de la reducción de opciones a la hora de escoger bujes, que deben ser específicos. En cuanto a peso, las Scarp 29 con Fox 32 le quitan casi 300 gramos a los modelos RS1. Un dato que también puede ser definitivo para muchos.

La presencia imponente de la RockShox RS1

La presencia imponente de la RockShox RS1

Lo que sí permite la RS1 es montar el sensacional bloqueo hidráulico en el manillar, que actúa sobre el amotiguador RockShox Monarch XX y sobre la horquilla a la vez. Es una delicia su tacto, siempre igual llueva o nieve, y su suavidad de acción. Especialmente si lo comparamos con mandos de cable de la competencia que quedan a años luz del funcionamiento de este. Su suavidad nos invita a emplearlo más a menudo y complementa muy bien el comportamiento activo de la suspensión trasera en su primera parte del recorrido puesto que no nos dará pereza activarlo y desactivarlo de forma más constante.

KTM Scarp 29 Prestige 1

Mando de bloqueo hidráulico, una gozada

KTM Scarp 29 Prestige 1

Detalles del guiado interno de cables

Los frenos son unos Shimano XTR M9020 con discos de 180mm. Es la versión más potente de los XTR, con la maneta que más fiabilidad les otorga. Una delicia para una bicicleta XC.

KTM Scarp 29 Prestige 1

Discos de 180mm para XC, frenada garantizada

KTM Scarp 29 Prestige 1

Potencia y fiabilidad en esta maneta de XTR

Conclusión

La Scarp es una bicicleta más rígida que nunca y más ligera que nunca. Su sistema de suspensión hace que sea cómoda dentro de lo esperable de un modelo XC y su geometría otorga, sobretodo, seguridad y confianza a costa ser algo menos ágil que otros modelos. El equipamiento, neumáticos a parte, es fiable y sólido y KTM ofrece una gama muy amplia de modelos donde podrás encontrar opciones para todos los gustos y precios. El cuadro está a la última en tecnología y la versión Sonic te permite montarte un misil ultraligero de doble suspensión. Además estamos ante un sistema de suspensión al que, ahora sí, KTM parece que dará bastante continuidad. Puedes montar dos bidones sin problemas, algo que agradecerán los que la vayan a usar para pruebas de larga distancia. Estamos ante un modelo que difícilmente decepcionará a cualquier usuario exigente de XC y bike-maraton.

Así luce la KTM Scarp 29 Prestige 11

Así luce la KTM Scarp 29 Prestige 11

Geometría KTM Scarp 29

Geometría KTM Scarp

A Talla en cm 43 48 53
A Talla en pulgada 17 19 21
B Longitud tubo sillín 430 480 530
C Longitud tubo superior 600 620 640
D Ángulo sillin 74,5°/72,7° 74,5°/72,85° 74,5°/73°
E Ángulo dirección 70° 70° 70°
F Longitud tubo dirección 105 115 125
G Longitud vainas 441 441 441
H Distancia entre ejes 1129 1149 1170
I Stack 603 612 621
J Reach 433 450 468
K aprox. stepover height x x x

Ficha técnica

Ficha técnica

Comentar noticia

comentarios powered by Disqus